Escucha la radio
SERVICIOS OMV

La Letra Escarlata

Share on facebook
Share on twitter

Arde La Caldera del Diablo en Edomex por obtener candidaturas.

Diputados y alcaldes protagonizan escándalos de corrupción.

Se perfilan Josué Valdés y Sergio Díaz para la alcaldía ecatepeca.

Eruviel si no se mantiene al margen morenistas ordenarán auditoría.

Azucena Cisneros denuncia a Omar Ortega por actos de corrupción.

Arde La Caldera del Diablo en el Estado de México una vez iniciado el proceso electoral para renovar alcaldías y diputaciones. Sin piedad alguna surgen las acusaciones de corrupción en contra de morenistas, perredistas, panistas y priístas en un claro intento por denostar y sacar de la jugada a los enemigos políticos.

La encarnizada lucha se hace cada día más feroz ente una elección por demás complicada y aunque Morena ha perdido aceptación por la fraudulenta actuación algunos de sus presidentes municipales, este factor los hace aún más peligrosos.

Prueba de lo anterior son las iniciativas de ley impulsadas por la bancada morenista en la LX Legislatura, como lo la división de Ecatepec, para crear el municipio de Ciudad Azteca.

La otra reforma para que los munícipes y congresistas pudieran hacer campaña sin solicitar licencia a su cargo, ponen de manifiesto la intención de permanecer en el poder violando cualquier principio democrático y de ética política. (En éste caso por oposición de las bancadas del PRI, PRD y PAN, se logró que los integrantes del ayuntamiento y legisladores podrán solicitar licencia al cargo 24 horas antes de iniciar su campaña).

Su justificación es que luchan por una Cuarta Transformación del país; sin embargo lo que han logrado es una transformación de cuarta categoría que ha sumido a la Nación en la más espantosa crisis de las últimas décadas.

Ecatepec siendo la Nueva Joya de la Corona, la guerra por gobernar el municipio más poblado de México es implacable. Entre los políticos con más posibilidades de obtener la candidatura se mencionan al perredista: Octavio Martínez Vargas, luchador social que destaca por su labor permanente en apoyo a la población. Antes de la pandemia hacía ocho jornadas de atención ciudadana al mes con poco más de mil personas beneficiadas, además del programa de Banco de Alimentos y la gestión de obras en comunidades de Ecatepec. En el PRD no hay otro político que le haga sombra por lo que se comenta que tiene amarrada la postulación como candidato a la alcaldía.

Por lo que respecta al PRI se mencionan muchos, pero con reales posibilidades son Josué Valdés Huezo, ex diputado federal por el Distrito 17, ex delegado del CEN del PRI en Coahuila, actual delegado del Comité Ejecutivo Nacional del PRI en Morelos, en ambos cargos ha entregado buenas cuentas al partido. Su principal activo es el trabajo realizado como congresista, síndico municipal, además de destacar como un operador electoral de primer nivel, ya que fue pieza clave en los triunfos de Pablo Bedolla e Indalecio Ríos.

Su padre Josué Valdés Mondragón, fue un buen presidente municipal y muchos ecatepecas reconocen el trabajo durante su gobierno, por lo que el nombre también le ayuda.

Otro gallón es Sergio Díaz, presidente del PRI-Ecatepec, tiene fama de ser un hombre trabajador. Al ocupar temporalmente la presidencia municipal de Ecatepec, luego de que Pablo Bedolla, solicitara licencia al cargo para contender por una diputación, el buen “Checo”, se dedicó a realizar jornadas de trabajo todos los días, incluso fines de semana.

Cuenta con el respaldo de Pablo Bedolla y su carta de presentación al frente del PRI, dónde ha llevado a cabo un excelente trabajo de unificación de la estructura partidista.

El caso de Alejandro Albarrán es un tanto complicado ya que políticos cercanos al senador Eruviel Ávila, afirman que el ex secretario del ayuntamiento, se fue por la libre y su campaña la financian algunos empresarios. También se señala que Albarrán, no ha recibido la bendición de Eruviel, ya que el ex gobernador pretende llevar la fiesta en paz con los morenistas a fin de que no se alebresten y presionen con auditar la cuenta pública de su mandato; sin embargo tampoco lo ha frenado a pesar de que los morenistas ya ordenaron la auditoría al tercer año de gobierno de Indalecio Ríos.

Cambiando un poco el tema graves acusaciones lanzó la diputada local morenista Azucena Cisneros Coss, en contra del legislador Omar Ortega del PRD, al denunciar que éste mantiene un coto de poder en el ayuntamiento coacalquense desde hace más de 10 años, en los que ha colocado a sus familiares, trabajadores y amigos en la nómina.

Cisneros Coss, enfatizó que Omar Ortega ha impuesto a sus chóferes Antonio Albarrán Humberto González, a su compadre Oscar Moreno, su sobrino Oscar Amin Moreno, se desempeña como octavo regidor y recibe un salario de $68 mil 326 pesos mensuales.

Este integrante del cabildo consiguió plazas laborales para Iris Aguilar Valencia, cónyuge de Omar Ortega, quien gana $10 mil 600 pesos mensuales, así como cuotas para el pago de rentas y diversos requerimientos de su oficina.

Otro de los políticos denunciados por Azucena Cisneros, fue Oscar Venancio Castillo del PAN, a quién acusó de alternar los cargos en la regiduría desde hace 23 años, así es que cuando no es Oscar el regidor el cargo lo hereda su hermano Hugo de los mismos apellidos.

Milagros Ibarra

Milagros Ibarra

Gerente General, Jefa de Información y Directora del "Informativo de las 22 horas" que se transmite de lunes a viernes, éste es un resumen de lo más destacado del día a día en el Estado de México.

Deja un comentario:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar:

¡Suscribete a nuestro cartero mensual para recibir las últimas noticias!

¡Suscribete a nuestro cartero mensual para recibir las últimas noticias!

error: Content is protected !!